Indagan tráfico de personas en choque en California

Las autoridades estadounidenses están investigando si el choque de una camioneta con 25 personas abordo contra un camión de remolque, en el que murieron 13 personas cerca de la frontera con México, estaba vinculado con el tráfico de personas.


Apenas a un kilómetro y medio del lugar de la colisión hay un cementerio con ladrillos sin marcar para los migrantes que murieron cruzando la frontera de México al remoto desierto de California.

En el choque del martes fallecieron el conductor y 12 pasajeros. Diez de los muertos eran mexicanos y las nacionalidades de los otros tres aún no estaban determinadas.

Los asientos de la Ford Expedition 1997 fueron removidos, excepto los del conductor y el pasajero delantero derecho, dijo Omar Watson, jefe de la división fronteriza de la Patrulla de Caminos de California.

Las autoridades no habían determinado las causas del accidente, y también se desconoce por qué había tanta gente dentro de un vehículo diseñado para albergar a ocho personas de manera segura. Sin embargo, se sabe que los contrabandistas apiñan a las personas en condiciones extremadamente inseguras para maximizar las ganancias.

El accidente ocurrió durante el apogeo de la cosecha en el Valle Imperial de California, que proporciona gran parte de la lechuga, las cebollas, el brócoli y las verduras de invierno a los supermercados estadounidenses. A finales de la década de 1990, el área se convirtió en una ruta importante para los cruces ilegales de la frontera, luego de que el refuerzo en la seguridad en San Diego empujara a los migrantes a áreas más remotas.

El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos dijo el martes por la noche que los agentes de su unidad de Investigaciones de Seguridad Nacional iniciaron una investigación de tráfico de personas.

“La investigación está en curso y no hay más detalles disponibles en este momento”, dijo la agencia.

Cuando la Policía llegó a unos 200 kilómetros al este de San Diego, algunos pasajeros estaban tratando de salir de la camioneta destrozada mientras otros deambulaban.

“Fue una escena bastante caótica”, dijo Watson. La Patrulla Fronteriza dijo que sus agentes no estaban persiguiendo al vehículo.

Las personas en el vehículo tenían entre 15 y 53 años y eran una mezcla de hombres y mujeres, dijeron las autoridades. El conductor era de Mexicali, México, al otro lado de la frontera, y estaba entre los muertos. El conductor del camión, de 68 años, oriundo de El Centro, fue hospitalizado con lesiones moderadas.

Las lesiones de los pasajeros variaron de leves a graves e incluyeron fracturas y traumatismos craneales. Fueron atendidos en varios hospitales. Una persona fue tratada en un hospital y dada de alta.

El accidente ocurrió alrededor de las 6:15 am bajo un cielo despejado y soleado en una intersección en las afueras de Holtville, a unos 18 kilómetros al norte de la frontera. Las autoridades dijeron que el camión y sus dos contenedores vacíos se dirigían al norte por la carretera estatal 115 cuando la camioneta se detuvo frente a él desde un camino con una señal de alto.

Un informe de la Patrulla de Caminos de California dijo que el SUV entró en una intersección directamente frente al camión, que golpeó el lado izquierdo del SUV. Ambos vehículos se detuvieron en un arcén de tierra.

No está claro si la camioneta ignoró una señal de alto o si se detuvo antes de ingresar a la carretera. También se desconocían las velocidades.

El límite de velocidad para los tractocamiones en la carretera es de 88.5 kph, según el oficial de CHP, Jake Sánchez.

El accidente ocurrió en una zona de granjas que cultivan una amplia variedad de vegetales y alfalfa que se usa para la alimentación del ganado. Muchos trabajadores viajan diariamente desde México durante la cosecha de invierno, tomando autobuses y camionetas a los campos desde el centro de Calexico justo antes del amanecer.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Read Previous

Acusación es por venta de departamento.- Cabeza de Vaca

Read Next

Sube dólar 30 centavos, a $21.33