Afirman que basta una dosis de vacuna Pfizer en recuperados

Una sola dosis de la vacuna de Pfizer es suficiente para proporcionar protección robusta a las personas que tuvieron Covid-19 y se recuperaron, de acuerdo con dos nuevos estudios británicos que fueron publicados en la revista médica The Lancet.

Los estudios, que están entre los primeros artículos en ser completamente examinados sobre cómo vacunar a las personas que han tenido Covid-19, agregaron fuerte evidencia para el argumento de administrar una sola dosis de la vacuna de Pfizer a las personas que ya tienen anticuerpos contra el coronavirus.

Uno de los estudios, liderado por investigadores en University College London y Public Health England, describió los beneficios de esta estrategia.

“Esto podría potencialmente acelerar el despliegue de la vacuna”, dijeron. Y eso, a la vez, podría prevenir nuevas mutaciones peligrosas: “Una cobertura más amplia sin comprometer la inmunidad inducida por la vacuna podría ayudar a reducir la aparición de variantes”, dijo el documento.

En semanas recientes, varios estudios sobre el tema fueron publicados en línea, pero aún no llegaban a revistas científicas, lo que alimentó las discusiones sobre estrategias para vacunar a personas estuvieron enfermas. Según los estudios, una dosis fue suficiente para amplificar los anticuerpos de las personas que tuvieron una infección en el pasado.

Algunos investigadores en Estados Unidos están tratando de persuadir a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades para que recomienden administrar sólo una dosis a las personas que se han recuperado de Covid-19. Es probable que los estudios de Reino Unido presionen para considerar este enfoque.

En Estados Unidos, más de 28 millones personas han sido diagnosticadas con Covid-19, al igual que cuatro millones en Reino Unido.

Uno de los nuevos estudios, dirigido por Charlotte Manisty, profesora del University College London, y Ashley Otter, científica investigadora de Public Health England, rastreó a 51 trabajadores de la salud en Londres que han estado sometidos a pruebas rutinarias de anticuerpos e infecciones desde marzo. Esto les dio a los investigadores una imagen detallada de cualquier protección preexistente contra el virus.

Aproximadamente la mitad de este personal de salud se había contagiado de Covid-19, y una sola dosis de la vacuna Pfizer aumentó sus niveles de anticuerpos en más de 140 veces desde sus niveles máximos antes de ser inoculados, según el estudio.

Eso pareció darles una mejor protección contra el coronavirus que lo que dos dosis de la vacuna dieron en personas que nunca se habían infectado, escribieron los investigadores.

El estudio planteó la idea de realizar análisis de sangre a las personas en las semanas previas a que fueran elegibles para una vacuna Pfizer para determinar si ya tenían anticuerpos. Las respuestas inmunitarias de las personas a una infección son muy variables, lo que dificulta predecir sin un análisis de sangre quién puede estar completamente protegido con una sola dosis.

El segundo estudio, dirigido por científicos del Imperial College de Londres, midió las respuestas inmunitarias de 72 trabajadores de la salud que fueron vacunados a finales de diciembre. Un tercio de ellos mostró señales de haber estado infectados previamente.

Para esas personas, una dosis de la vacuna Pfizer estimuló respuestas de anticuerpos “muy fuertes”, según el estudio, así como “respuestas de células T muy fuertes”, en referencia a otra parte del sistema inmunológico.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Read Previous

Enrique: sobre Meghan, ‘The Crown’ y la realeza

Read Next

Inicia audiencia de Rosario Robles