Combinarán vacunas de Pfizer y AstraZeneca

La Universidad de Oxford comenzará un ensayo que combina las vacunas contra el Covid-19 de AstraZeneca Plc y Pfizer Inc., lo que podría permitir una mayor flexibilidad en el uso de los escasos suministros a nivel mundial.

La universidad comenzará a reclutar esta semana a 820 participantes mayores de 50 años en ocho sitios del Reino Unido, según un comunicado emitido este jueves. Las vacunas de Astra y Pfizer se administrarán en diferentes órdenes y con dos intervalos de dosificación, con cuatro y 12 semanas de diferencia.

El ensayo permitirá a los investigadores observar si dos dosis de diferentes vacunas producen mejores o peores resultados que dos dosis del mismo producto. El estudio podría ser clave para aliviar la presión sobre los fabricantes de vacunas por su suministro en caso de que se enfrenten a dificultades en la fabricación.

Retrasos en el suministro de vacunas de AstraZeneca y otras farmacéuticas han provocado tensiones con la Unión Europea, lo que ha llevado al grupo a implementar controles de exportación para ayudar a retener sus propias vacunas. Si es posible combinarlas, los países podrían estar más abiertos a ayudarse mutuamente con el suministro de excedentes.

La inscripción de participantes debería completarse este mes, y se espera la entrega de datos preliminares cerca de junio, según Matthew Snape, el investigador de Oxford que lidera el ensayo. El Gobierno del Reino Unido aportó 7 millones de libras (9.6 millones de dólares) para el estudio.

“Es una gran combinación de ciencia y política”, dijo el miércoles Snape en una conferencia de prensa.

La combinación de vacunas para generar una respuesta inmune mejorada es común para vacunas que apuntan a enfermedades como la hepatitis A y B, y puede aumentar la respuesta inmune porque la segunda dosis no estará limitada por ninguna inmunidad que el cuerpo haya desarrollado.

Tanto la vacuna de Astra como la de Pfizer apuntan a la proteína espiga que el virus usa para ingresar a las células. La vacuna de la farmacéutica británica es transportada por un adenovirus de chimpancé debilitado, mientras que la vacuna de la compañía estadounidense usa un material genético llamado ARN mensajero.

Los organizadores del estudio dicen que es el primer ensayo de combinación que se inicia a nivel mundial, aunque Rusia también comenzará uno la próxima semana para mezclar el tratamiento de AstraZeneca con su vacuna Sputnik V en Azerbaiyán y los Emiratos Árabes Unidos.

El estudio analizará los efectos secundarios y la respuesta inmune que producen las combinaciones, pero no su eficacia. Eso se sometió a prueba en los grandes ensayos exigidos para su autorización y se midió por medio de la tasa de contagio.

El estudio será el primero en probar la vacuna Pfizer, que normalmente se administra en dos dosis con 21 días de diferencia, con un intervalo de 12 semanas, dijo Snape en una entrevista. La compañía estadounidense y su socio alemán BioNTech SE realizaron ensayos clínicos con dosis que se administraron con tres semanas de diferencia, pero las autoridades de salud del Reino Unido extendieron el intervalo para permitir que más personas reciban rápidamente la primera dosis.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Read Previous

No hay monopolio, hay rectoría del Estado.-Segob

Read Next

Busca Alemania apoyar producción de Sputnik V