Apaga Covid Nochebuena

Por Maricela Alfaro Borjón

La pandemia y la crisis económica mermaron el ánimo de muchos ramosarizpenses que en esta Nochebuena limitarán su convivencia a unos cuantos familiares con una cena austera.

De acuerdo con un sondeo realizado entre habitantes de diversos sectores, el temor al contagio del Covid-19, la incertidumbre en torno a lo que viene para el año entrante, y el impacto en el bolsillo que aún se resiente entre muchas familias transformaron la tradicional celebración.

“Ahora está muy crítica la cosa, y este año vamos a hacer algo mínimo, lo más austero posible. En mi casa solo vamos a reunirnos los cinco que vivimos ahí y estamos viendo hacer algo sencillo, una fritadita quizá, nada que ver con años anteriores cuando nos juntábamos todas las familias y hacíamos pavo, pierna mechada y más cosas”, comentó Manuel Calvillo Espinoza, habitante de Quinta Manantiales.

Rosa María Loera, de la colonia El Cura, comentó que en su familia también se tomó la decisión de evitar reunirse con otros parientes para evitar el riesgo de contagios y dada la situación económica optaron por ahorrar y preparar una sencilla cena.

“Antes nos juntábamos todos los primos, tíos, mi familia. Ahorita quedamos en que solo los seis que estamos en la casa más que nada por protección de mi mamá, y vamos a estar ahí con unos tamalitos. La idea es pasarla tranquilos”.

Los entrevistados coincidieron en que se percibe un desánimo debido a las limitantes derivadas de la pandemia, y más allá de la crisis, lo que pesa es el no poder estar todos reunidos.

“Ahorita todavía no sé ni que vamos a cenar porque todavía voy a venir a trabajar mañana. En mi casa estaremos solo 4 personas, y el resto que son varios de mis hijos y otros parientes lo van a pasar cada quien en su casa. Se siente muy triste todo el ambiente”, señaló a su vez Teresa Ortiz, de la colonia Eulalio Gutiérrez.

Después de perder a varios familiares por el virus y otras enfermedades, para Mariana Cisneros Pérez su interés para la Nochebuena es mantener la unidad familiar y la salud.

“Tenemos que ser más solidarios y menos materialistas”, dijo al destacar que no prepara ninguna celebración.

Erasmo Durón, vecino de la colonia Nuevo Ramos Arizpe, comentó que al igual que muchas otras familias atenderá la recomendación para convivir solo con los habitantes de su casa en una celebración que será muy diferente.

“Por tradición celebrábamos la cena entre familias cercanas, pero ahora decidimos solo estar mi esposa, mis hijos y yo, no vamos a reunirnos con nadie más para evitar que alguien salga contagiado, en particular, para cuidar a nuestros padres”.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Read Previous

Hacen negocio con trámites INE

Read Next

Abarrotan tiendas por compras navideñas