Le robaron tranquilidad y principal herramienta

No solo robaron sus pertenencias, sino que roban la tranquilidad a la joven estudiante.

Por: Fabiola Sánchez

No solo le robaron su herramienta principal de trabajo y estudio, sino que también robaron la tranquilidad de la joven estudiante que el pasado miércoles fue víctima de un asalto a mano armada en la Colonia Miravalle.

El pasado miércoles al mediodía se registró un asalto a mano armada a un costado de un centro comercial de la Colonia Miravalle, donde el ladrón encañonó a una joven y logró despojarla de 500 pesos en efectivo y un celular, para luego darse a la fuga.

María Natali Estrada Varga de 18 años de edad quien es estudiante de la Universidad Vizcaya de las Américas fue la victima de este delictivo suceso, quien argumentó que al transitar  por un pasillo despoblado y sin alumbrado público a un costado de un centro comercial repentinamente salió un sujeto quien la amago y la encañonó.

Señaló que el hombre la intimidó con un arma de fuego y le pido le entregará el celular y las pertenencias que traía, ante el temor la joven entregó una mochila color negro, que en su interior traía 500 pesos en efectivo y un cargador, así como su celular marca Iphone 11, para luego el hombre darse a la fuga.

Argumentó la joven que una vez que el sujeto logró su objetivo este abordo un taxi que pasaba en el momento, por lo que ella corrió a una tienda de convencía que está cerca del lugar de los hechos para pedir ayuda.

Mencionó que una persona de la tercera edad le brindó auxilio y la abordo a su vehículo para darle seguimiento al asaltante, logrando marcar el alto a la unidad de alquiler que había abordado unos metros más adelante.

“El señor que me ayudó lo detuvo pero él comenzó a forcejear y logró darse a la fuga nuevamente, para perderse entre las casas”, así lo dijo la afectada, quien señaló que el tiempo de llegada de los elementos policiacos fue de 15 minutos.

La estudiante expresó que es muy lamentable este tipo de hechos, ya que como ella hay más mujeres que transitan esta área por lo que también están expuestas a ser víctimas de un delito como lo que a ella le sucedió.

“El celular es la principal herramienta de mi trabajo y estudio, por lo que ahora quedará todo esto pausado hasta no lograr una respuesta por parte de las autoridades quienes ya investigan los hechos”, así lo dijo la María Natali.

En cuanto al efectivo señaló que era dinero que con esfuerzo había logrado ahorrar para organiza una posada a los infantes a quienes ella imparte clases en una institución educativa particular, por lo que los niños quedaron sin su festejo navideño.

Exhortó a la ciudadanía quienes transitan esta área a ser precavidos y en cuanto a las autoridades realizó un llamado para dar una mayor seguridad en el lugar así como también solicito la colocación de alumbrado público.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Leer Anterior

Lanza joven asaltada mensaje a ladrones

Leer Siguiente

Prevén desempleo por incremento al mínimo