FUERA DE CONTRATO

Por El Eventual

La semana que hoy arranca será un poco movida en el aspecto sindical por aquello de que arranca la convención nacional, por supuesto que hay marcado interés de trabajadores por conocer nombres de los nuevos funcionarios, y es que siempre es bueno tener un amigo dentro del liderazgo.

En este sentido el hermano Gerardo Flores Escobedo, vocero del CEN democrático dice que no hay nada para nadie, es decir que todos los convencionistas llevan la misma posibilidad  de resultar electos, y dice que deben llevar la mente en que pueden o no convertirse en funcionarios.

Y eso es bueno, la historia no miente cuando alguien no queda en el nacional, empiezan los comentarios, es decir salen molestos por esa razón es bueno recordar que es como un juego se gana o se pierde y  cómo será juego limpio no queda otra más que respetar la decisión que se tome.

Así se encuentran las cosas al interior del CEN democrático en donde todo apunta que de miércoles a viernes serán los trabajos por la pandemia no se pueden más días no se pueden exponer, incluso cabe la posibilidad de hacer los trabajos en un lugar abierto al aire libre como parte de los protocolos sanitarios.

Por otro lado, los trabajadores en resguardo hoy no regresan al recinto sindical, sobre todo los de la 288 que no entienden no hay condiciones sanitarias para su regreso a la planta dos, en el caso de los de 60 o más tampoco entienden que todo gira alrededor de  que se defina la inversión de Villacero.

Un riesgo que corren  es que por andar en la calle la empresa decida cancelar el pago del premio de asistencia, como se exponen salen de  congregan entonces no hay porque cubrir ese pago, al menos es lo que se alcanza  a escuchar en los medios sindicales eso podría pasar y pronto.

No hay duda que o reflexionan o corren ese riesgo, ya fuero Melva, con el gobernador y no hay nada, no es cuestión simple regresarlos a trabajar o darlos de baja, ojala y entiendan que puede llegar el momento que cansen y de castigo les suspendan el pago de premio de asistencia, así que aguas.

Y hoy  como todos los lunes el fiscalista Cesar Villarreal Ramos, comparte esta hermosa reflexión con la esperanza que les ayude en este transitar por la vida que en ocasiones se complica, hay que sacar  lo mejor de nosotros y nunca dejar de confiar en DIOS, en nuestro creador, adelante con la lectura.

David traía alimentos a sus hermanos al frente de batalla cuando vio a Goliat.  No pensaba en convertirse en un héroe, simplemente tomó la oportunidad con la que otros soldados sólo soñaban. Las oportunidades nos tomarán por sorpresa y, si no estamos alertas y preparados, las dejaremos pasar.  Lo que los demás descubrieron en David aquel día, ¡había estado allí todo el tiempo!

Si somos líderes, ya poseemos el talento necesario para dirigir.  Pero el valor es lo que nos establecerá como líderes frente a los demás.  La gente que más veneramos demuestran el valor: en el frente de batalla, en la reunión de la Junta, para defender a los indefensos o simplemente para intentar lo que nadie más pensó posible.

Pudiéramos decir: “¡Pero yo no tengo el dinero!  No nos preocupemos: el capital sigue al valor. El “qué” siempre precede al “cómo”. No seamos intimidados por los números.  Dios no es movido por hojas de cálculos y condiciones del mercado es movido por la fe. No dejemos que el “cómo” nos intimide.

 Es debido a que el “cómo” sea tan desafiante que nos provee con una gran oportunidad.  Si el camino al éxito estuviese bien alumbrado, ya estaría abarrotado.  Si el “cómo” no fuese un problema, algún otro ya lo hubiera resuelto. Todo progreso comienza con una pregunta: “¿Qué necesita ser hecho?”  Y alguien necesita hacer esa pregunta… ¿por qué no nosotros?

El futuro le pertenece a aquellos que tienen el valor para hacer esa pregunta y la fe para perseverar hasta descubrir la respuesta.  Cuando los obstáculos se ven demasiado grandes y la oposición demasiado fuerte, parémonos firmes en esta Escritura: “No temamos ni desmayemos… porque hay un poder mayor en nosotros que en él”.

El pensamiento de hoy nos llena de entusiasmo y santa expectativa por lo que Dios quiere y puede hacer a través de cada uno de nosotros si tan sólo nos ponemos en Sus manos. Me encanta cuando el autor del mismo declara que a Dios no le impresionan ni los números ni las circunstancias que pudieran rodearnos en algún momento, sino que actúa en base a nuestra fe.

Uno de los recuerdos de mi infancia es cuando mis padres decían, la fe mueve montañas Con la fe es posible armarnos de valor y fe, creámosle al Señor que no sólo nos creó sino que también nos salvó con propósito y atrevámonos a ser todo lo que Él nos diseñó para ser. Adelante y que Dios les bendiga.

Hermoso mensaje verdad.

Dios los bendiga

Nos leemos mañana

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Leer Anterior

Economía cociente

Leer Siguiente

Trizas y Trazos