FUERA DE CONTRATO

Por El Eventual

Empresarios insisten endurecer las medidas sanitarias es lo que permitirá reducir los contagios por COVID-19, mientras sigan sin control centros sociales, bailes y reuniones domiciliarias, no será posible bajar la estadística, pero no es  cerrando negocios como la cosa se puede arreglar.

En este sentido el empresario Eduardo García Andrade, coincidió con el presidente de la Canirac José Arellano, al señalar que las fondas del ocho de enero, siguen operando sin control, no se toma temperatura no se guarda la sana distancia, entre mesa y mesa, tampoco hay número reducido de clientes.

“Nosotros invertimos mucho dinero en la aplicación de los protocolos sanitarios no se vale que cierren los restaurantes, la gente cuando no se le permite entrar opta por ir al ocho de enero, es donde se encuentra el peligro, van se contagian y lo trasladan a Monclova, por esa razón la  elevada cifra de infectados” destacó.

Al igual que otros propietarios de restaurantes pide que los dejen trabajar, incluso que elementos de protección civil y vigilante COVID-19 que recorran esos negocios pero que hagan lo mismo con los puestos del Ocho de enero que si no aplican protocolos sanitarios los clausuren es decir piden piso parejo.

Del lado sindical regresó la alerta sanitaria, a decir del vocero de la 147 Carlos Torres, es urgente que la población responda a las campañas de las autoridades, las cifras de infectados van en aumento, el área COVID de la clínica siete llena en su totalidad , eso es más que suficiente pata responder.

“Es lamentable que  a ocho meses de la pandemia, aún  hay personas que no creen en el virus, no se protegen, andan como si nada, lo malo es que afectan a aquellos que si se cuidan, en el caso de AHMSA como en todas las empresas si hay casos de trabajadores infectados que son aislados” apuntó.

Por esa razón, indicó que la campaña de concientización no puede ceder, al contrario se tiene que redoblar, hacer consciencia entre la población, que entiendan la contingencia sanitaria no es un juego, es una realidad, no hay  que esperar un caso de familiar contagiado para entonces entender la realidad.

“Aquí se necesita mucha consciencia entre la población, todos tenemos algo que aportar, como ejemplo todas las posadas que organizaban grupos sindicales y el propio comité se suspendieron, al recinto sindical está prohibido entrar sin cubre bocas y sin que le tomen la temperatura” afirmó.

En temas de la 288 entre trabajadores circulaba información en el sentido de que el licenciado Alonso Ancira Elizondo entregó la presidencia del consejo de AHMSA a Julio Villarreal, incluso con rumores de un reajuste masivo de personal y eso  levantó infinidad de comentarios.

Lo cierto que el plan por autorizar el retiro voluntario a trabajadores de 60 o más años de edad sigue presente es cuestión de esperar, falta dinero para cubrir su liquidación, entre las dos plantas son cerca de 400 los trabajadores que permanecen en casa a modo de cuidar su salud y su vida.

Del caso de obreros menores de 60 años pero con problemas crómicos de salud, también se maneja la versión de que están listos para recibir su salida, pero no todos se quieren ir, los que arañan los 60 años prefieren esperar para no bajar su cotización ante el IMSS y no ser afectados con el monto de pensión a recibir.

Bastante seria la cosa porque de que así viene el escenario de eso no hay la menor duda es cuestión de esperar para antes de concluir  noviembre  estar listos y conocer el final de esta historia, pero de que hay esos planes de eso no hay duda simplemente son trabajadores que ya no rinden.

Y por el lado de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, el presidente Ricardo Aguirre Cuellar, aclaró que por el cierre del tribunal laboral se corren los días para en caso de que u trabajador quiere colocar demanda por despido injustificado serán 70 los días no 60 como lo establece la ley.

Lo anterior en razón de que las oficinas permanecen cerradas entonces no se atiende, pero ese derecho del trabajador queda a salvo al extender el plazo para colocar la demanda contra el patrón, esto se hace por instrucciones superiores de dejar a salvo los derechos del trabajador.

Incluso en caso de extender el cierre, seguirán contando los días así será el proceso y aclaró que es bueno que los trabajadores conozcan ese beneficio, que no piensen que van a pasar 60 días y pierden todo, el plazo para colocar la demanda se amplió de acuerdo a los días que el tribunal laboral permanezca cerrado.

Nos leemos mañana…

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Read Previous

Algo más que un comentario

Read Next

Trizas y Trazos