Impulsa a Wall Street repunte del PIB de EU

Las acciones estadounidenses vacilaron en las primeras operaciones de este jueves, ya que las solicitudes de desempleo cayeron y el PIB del tercer trimestre mostró un repunte significativo.

El S&P 500 subía un 0.07 por ciento, un día después de que el índice de referencia registrara su caída más pronunciada desde el 11 de junio. El índice compuesto Nasdaq ganaba un 0.60 por ciento, mientras que el promedio industrial Dow Jones perdía 0.47 por ciento y se ubicaba en los 26 mil 394 enteros.

Datos recientes mostraron que 751 mil estadounidenses solicitaron beneficios por desempleo por primera vez durante la semana que terminó el 24 de octubre, por debajo de los 791 mil ajustados estacionalmente en la semana anterior. El descenso es una señal de que el mercado laboral se está recuperando lentamente, aunque los siniestros se mantienen en niveles históricamente altos.

Mientras tanto, el Producto Interno Bruto de Estados Unidos para el tercer trimestre aumentó a un ritmo anual del 33.1 por ciento, el mayor avance de la historia. El aumento siguió a una caída récord en la producción a principios de año cuando el virus y los cierres relacionados interrumpieron la actividad comercial en todo el país.

Apple, Alphabet, Facebook, Amazon.com y Twitter están programados para informar sus últimos resultados financieros después del cierre de los mercados, lo que puede ser el día importante de la actual temporada de ganancias para el sector tecnológico.

Este puñado de acciones ahora representa una parte significativa del índice de referencia S&P 500. Eso significa que la percepción de los inversionistas sobre la salud de sus operaciones puede influir en el sentimiento general del mercado y generar volatilidad en el índice de referencia.

“Lo que no estoy viendo es lo que sucedió en el último trimestre: debido a que la recuperación fue tan fuerte, es casi un hecho que hay una mejora”, dijo Luca Paolini, estratega jefe de Pictet Asset Management. “Lo que quiero ver es que las empresas se sientan confiadas como para darnos orientación para los próximos trimestres”.

Si las empresas descubren que las perspectivas económicas son demasiado turbias y no tienen visibilidad sobre las perspectivas de sus negocios, pueden volver a su comportamiento en marzo y evitar ofrecer proyecciones, dijo. Eso probablemente supondría un golpe para la confianza de los inversionistas.

En el comercio fuera de horario, las acciones de Ford Motor Co ganaron un 4.6 por ciento después de que la compañía registró alrededor de 2 mil 400 millones de dólares en ingresos netos para el tercer trimestre.

Las acciones de Kraft Heinz subieron un 2.2 por ciento antes de la comercialización después de que la compañía informara ganancias que superaron las expectativas de los analistas y elevaron su orientación.

El índice de volatilidad Cboe, un indicador de las expectativas de los inversionistas sobre las oscilaciones de las acciones estadounidenses, cayó este jueves, pero se mantiene cerca de su nivel más alto desde junio.

Las preocupaciones de que un repunte en los casos de Covid-19 conducirá a nuevos bloqueos y restricciones, que podrían erosionar el ritmo de la recuperación económica, han pesado en los mercados esta semana tanto en Estados Unidos como en Europa. Estados Unidos reportó casi 7 mil nuevos casos de coronavirus para el miércoles, el segundo día consecutivo, el total ha llegado a más de 70 mil, según datos compilados por la Universidad Johns Hopkins.

Francia y Alemania anunciaron el miércoles nuevas restricciones a la actividad comercial y social, incluido el cierre de restaurantes, bares y algunas tiendas durante algunas semanas para detener la creciente ola de infecciones. Los líderes de ambos países apuntaban a amortiguar el impacto económico de las restricciones, diciendo que las fábricas y escuelas permanecerían abiertas.

“Si observa la acción del mercado en la última semana, está bastante claro que Covid-19 es el motor clave del mercado”, dijo Paolini.

El Stoxx Europe 600 pancontinental bajaba un 0.3 por ciento, tras caer esta semana a su nivel más bajo desde mayo.

La elección de Estados Unidos también permanece en foco, y muchos inversionistas se mantienen cautelosos a la hora de hacer grandes apuestas antes de la votación del 3 de noviembre.

Sin embargo, la liquidación de esta semana podría presentar una oportunidad de compra para algunos inversionistas y ayudar a los índices bursátiles a recuperar algunas pérdidas.

En los mercados de bonos, el rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años bajó a 0.774 por ciento, desde el 0.780 por ciento del miércoles.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Leer Anterior

Retoma crecimiento PIB de EU en tercer trimestre

Leer Siguiente

Declara AMLO luto nacional por fallecidos por Covid-19