Niegan prórroga a violento agresor

La defensa de José Cruz (N) solicitó en audiencia de ayer, una prórroga del plazo de investigación, misma que fue negada por el juez en turno, lo que prosigue es que el Ministerio Público presente la acusación y se fije fecha para audiencia intermedia.

Lo anterior, como parte del proceso de la causa penal 80/2020 en la que se investiga los hechos de Violencia Familiar de José Cruz (N) hacia su ex pareja Wendy Paola ocurridos en el mes de diciembre del 2019.

En la audiencia efectuada ayer por la mañana, la defensa solicitó mayor plazo para investigar los hechos, pero el juez concedió una negativa y el proceso seguirá su curso normal.

En días pasados se desarrolló una audiencia de “Solicitud de suspensión a prueba de procedimiento” que consiste en detener temporalmente el proceso legal y que el verdugo obtenga la libertad condicionada, además de pagar cierta cantidad por reparación del daño.

No obstante, las partes no logran llegar a un acuerdo, ya que la parte afectada solicita un monto de 2 millones de pesos y la defensa solo propone 135 mil pesos.

Cabe señalar que el abogado de la víctima, Héctor Javier Liñán García, está solicitando también la reclasificación del delito, para que éste cambie de Violencia familiar a Secuestro.

LOS HECHOS                                                                   

José Cruz y Wendy llevaban una relación de casi 10 meses pero se separaron por diferencias. La noche del 14 de diciembre del 2019, salieron en un intento de solucionar su situación sentimental.

“A ella le gusta mucho cantar, y en el bar donde fueron ella se levantó a cantar, y la persona que estaba presentando se le acercó para preguntarle algo, cosa que a José Cruz le pareció mal porque padece de una celotipia muy grave, eso fue suficiente para que se desataran los hechos violentos de su parte”.

José Cruz fue a dejar a Wendy en medio de una fuerte discusión, al llegar a la casa, el simuló que se iba pero escondió la camioneta, se brincó la barda y de repente ya estaba dentro del domicilio.  

Agarró a empujones a la chica, empezó a gritarle, le introdujo un trapo en la boca y la ató con cintas, además uso un cuchillo para amenazarla y durante todo el tiempo repitió que la iba a matar.

Tomó un vaso de vidrio, se lo aventó a la cabeza y la pateó en las costillas, de hecho ella llegó al hospital con costillas rotas, el cuello dislocado, y múltiples golpes en diversa partes del cuerpo.

La tortura duró 5 o 6 horas (toda la noche) la joven se desmayó y cuando reaccionó, José Cruz le llamó a su madre para que la llevara a un hospital mientras el escapaba.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Leer Anterior

Tráiler se recuesta en carretera a Candela

Leer Siguiente

Sancionarán a dueños de semovientes sueltos