Acciones de NGU dejan en la calle a 300 obreros

Más de 300 mineros que laboraban en la Mina Cosalá, en Sinaloa, fueron despedidos por la minera, ante la intromisión del Senador Morenista Napoleón Gómez Urrutia, que sigue con su afán de provocar problemas laborales y despojar de su empleo a cientos de trabajadores.

Carlos Torres Terrazas, vocero de la Sección 147 del Sindicato Nacional Democrático Minero dijo que la minera, decidió cerrar operaciones al no prestarse al chantaje del senador y líder minero, que incita a paros además de cerrar las fuentes de trabajo sin importarle el daño a las familias.

“Lo único que hacer es cerrar empresas, en su afán por obtener más ingresos para su beneficio personal no le interesa despojar a trabajadores de su fruente de trabajo, ya es tiempo que autoridades pongan un alto a esa devastadora acción del senador, que busca la forma de aumentar sus ingresos por cuotas y chantajes a empresarios” enfatizó.

Recordó que es la segunda mina que anuncia el cierre y despido de su personal, a fines del mes pasado otra mina en Baja California, también cerró dejando sin empleo a 200 trabajadores, en menos de un par de meses ya son 500 trabajadores que se quedaron sin su fuente de ingresos.

Torres Terrazas, apuntó  que de no meter freno al senador, seguirá el cierre de minas en todo el país y la pérdida de empleos, además los daños económicos a las empresas ante los bloqueos ordenados por el senador que de esa manera pretende chantajear a los empresarios para sus intereses personales y familiares

“Aquí en la región está el caso de Teksid, cerca de 300tabajadores perdieron su empleo, también de otras en donde el senador mete mano, los resultados son negativos, el gobierno de la Cuarta Transformación tiene la obligación de  generar garantías para los empresarios y frenar al senador” aclaró.

Comparte la noticia en:

laprensamonclova_46f5ls

Leer Anterior

Viene Napo por cuotas amenazan sus seguidores

Leer Siguiente

“Candidatos deben incluir en agenda tema AHMSA”